TSUNAMI

Navegante trotamundos, Gabriel pensó que la vida era gratis, hasta que un día le pasó factura y se encontró en la calleA Gabriel hoy se le ve optimista

Todo lo que sube, baja. Dice un viejo proverbio. Y al igual que las olas son debidas a varios factores, aquellas llegan, una vez pasados éstos, a mostrar su cara amable, y aun sabiendo que la resaca existe, la calma vuelve a adueñarse del entorno.
Así la crisis. Quiere ver uno que ha sobrepasado el nivel y que su cresta ha llegado a su máxima cota, bajando y esperando a que pase la resaca. Se presupone que existen reconsideraciones, acerca de los que se agregan a los que ya nada tenían, para que, primero, puedan tener medios para volver a levantarse y, segundo, puedan recordar que  gracias a ellos  subsistirán aquellos que no han podido levantar cabeza.

Gabriel

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s